Love, amor, amour: Capitulo 1

by - 23:47


No entiendo por qué las personas creen que estar solo es malo, huir de ellos es malo, tener solo una amiga es malo; mientras en realidad, elegir estar solo es paz, y no siempre se elige la soledad porque se tiene una familia de mierda o existe algún trauma, muchas veces escuchar que la vida del resto se va al infierno por otra persona es lo que nos obliga armar una coraza a nuestro alrededor. 

Mi vida no es una mierda, o al menos es lo que creo, llegar del trabajo, encontrar la casa a oscuras sin nadie esperándome de alguna forma es liberador, no hay con quien discutir, puedo hacer lo que se me antoje, si quiero camino desnuda por la sala, si se me antoja pido una pizza familiar solo para mí y no existe persona que me mire y juzgue diciendo que por ello estoy gorda (puede que sea por eso que lo estoy). 

No voy a negar que existen momentos en que me siento triste y no tengo con quién hablarlo, en los que necesito un abrazo, pero son muy raros.

Hayley terminaba de escribir en su blog mientras bebía su té endulzado con miel, sujetando con ambas manos la taza que tenía impresa la bandera de Inglaterra. Su entrada de esa noche se debía a Marie, ella había estado hincándole toda la semana sobre tener que dejar de ser ermitaña, que no todo el mundo era malo, que una mujer cercana a los treinta años ya no debería ser virgen, al menos debía haber recibido su primer beso, conocer lo que es el amor y todas esas tonterías. Ello había ocasionado una discusión entre ambas, por lo que en ese momento estaba encerrada en su casa vistiendo un horrible pantalón de chándal acompañado de la gran sudadera de su universidad, el cabello recogido en lo alto con las puntas disparadas para todos lados, los grandes lentes de marco grueso protegiendo sus ojos mientras cantaba todo pulmón con los vídeos que aparecían en la televisión. 

Moviendo la cabeza al ritmo de Ed Sheeran se dirigió a la puerta lista para recibir la pizza familiar que había ordenado, cuando al abrir la puerta se encontró con algo muy diferente al repartidor de su pizzería favorita, frente a ella había un hombre vestido de traje, camisa blanca y una corbata negra como el traje, entre una de sus manos un ramo de rosas rojas se alzaba; siguiendo la línea de su torso una mirada azul ártico se encontró con la suya, su rostro había sido cincelado por los dioses de la belleza, lo único no hecho por los dioses eran sus labios, ellos habían sido dibujados por el diablo, tenía una sonrisa que llamaba al pecado.

—¿Eres Hayley? —él preguntó con una voz grave que hizo su piel erizarse. Ella asintió.

>>Son para ti —le tendió el ramo.

—¿Quién eres? ¿Qué haces aquí? —él le dedicó una sonrisa que incluso iluminó sus ojos. 

—Soy Michael —estiró la mano e instintivamente ella la tomó—, tenemos una cita esta noche.

------
Hola, cuori. 

Un nuevo año está por comenzar, y nada mejor que hacerlo con una historia nueva. 

You May Also Like

4 comentarios

  1. Te extrañaba!!! Menos mal que volviste, y con una nueva y genial historia!!! (como siempre). Por favor seguí que ya me picaste!!

    ResponderEliminar
  2. Tiene buena pinta la historia ya tengo ganas de leerlaaa ;p

    ResponderEliminar
  3. Hola!!! Es lindo tenerte de vuelta 😉
    Suena bien este inicio, además que Michael se ve interesante, jajajaja 😁
    Besos gigantes!!!!
    XOXO

    ResponderEliminar
  4. OMG...esto es algo que hacia falta que genial

    ResponderEliminar